Saltar al contenido

Los países más seguros del mundo para el turismo LGBT

noviembre 30, 2020
Gay Travel Index

Todos los años, la guía turística Spartacus elabora un índice denominado Gay Travel Index que explora la situación del colectivo LGTBIQ en un total de 202 países del mundo.

Desde el año 2012, la guía turística Spartacus elabora el Gay Travel Index, un índice que pretende apoyar la seguridad de los turistas pertenecientes al colectivo LGBT en todo el mundo.

Como ya sabemos, todavía existen muchos países en los que las personas homosexuales deben temer por su seguridad. Por todo ello, a la hora de elaborar el índice se tienen en cuenta aspectos como la existencia de leyes de igualdad matrimonial y antidiscriminación, leyes de sodomía, prohibiciones del desfile del orgullo gay y crímenes de odio. Y es que cada paso hacia la igualdad es un paso hacia la aceptación social y, por lo tanto, tiene un impacto directo en los turistas.

Los países más seguros para el turista LGBT

Estos son los países más seguros según el listado de 2020 (Fuente: Statista y Spartacusworld)

  1. Canadá
  2. Malta
  3. Suecia
  4. Austria
  5. Argentina
  6. Países Bajos
  7. España
  8. Reino Unido
  9. Uruguay

España se ha colado en el top 10 del índice anual Gay Travel Index publicado por Spartacus escalando hasta la séptima posición de 202 países. Lo ha hecho gracias a su buena puntuación en las categorías analizadas por Spartacus International Gay Guide, desde la legalidad del matrimonio homosexual y los derechos de las personas trans hasta la protección de los trabajadores y el reconocimiento de la adopción, entre 13 criterios más.

Otros países latinoamericanos que completan la lista son:

  • Puerto Rico (23)
  • Chile (41)
  • Ecuador (42)
  • Bolivia (49)
  • Brasil (50)
  • México (51)
  • Costa Rica (56)
  • Cuba (57)
  • El Salvador (65)
  • Panamá (66)
  • Aruba (78)
  • Nicaragua (92)
  • Honduras (103)
  • Perú (104)
  • Paraguay (147)

Sobre la Gay Travel Index

Los creadores del índice Gay Travel Index se han enfocado en decisiones políticas que afectan a la comunidad LGBT, cambios legales o actos de violencia y prohibiciones. La evolución positiva en los respectivos países cuenta como puntos positivos, y la evolución negativa como puntos negativos. En el caso de la pena de muerte, los países que contemplan dicha pena en la ley pero ya no la ejecutan obtienen un punto negativo, pero en el caso de que aún se ejecute, el país obtiene cinco puntos negativos. De esta forma se garantiza que dichos países aparezcan al final de la lista.

El índice se ha ido volviendo cada vez más detallado, y en los últimos años se han añadido nuevas categorías que tengan en cuenta los derechos de las personas intersexuales, la prohibición de los procedimientos de cambio de género, etc.

Además, el índice busca un equilibrio entre la medición de los derechos de la comunidad LGBT local y las demandas de los turistas queer. Y es que, si bien hay turistas que eligen países en los que la comunidad LGBT es aceptada, otros desean viajar conscientemente a lugares en los que no se reconocen plenamente sus derechos como ciudadanos para entablar diálogos y ser altavoces de las comunidades oprimidas. De esta forma, el índice pretende proporcionar a los turistas información confiable y válida.