Saltar al contenido

Inca Rail reinicia operaciones del tren “The Voyager” en Cusco

noviembre 4, 2020
Tren The Voyager a Machu Picchu

Inca Rail, la empresa de trenes y una de las favoritas de Sudamérica (según la prestigiosa revista Condé Nast Traveler en 2020), inició sus operaciones con su servicio “The Voyager”, el cual viene operando bajo los estrictos protocolos de Bioseguridad frente a la coyuntura actual, sin dejar de lado la excelencia en el servicio y la calidez en la atención que brinda al viajero.

“Desde Inca Rail saludamos con entusiasmo y optimismo el reinicio de las actividades turísticas en la ciudadela de Machu Picchu, lo cual marca el comienzo de una etapa de desarrollo y crecimiento para todas las empresas que operamos en el rubro. “The Voyager”, es un servicio enfocado en brindar una experiencia única y atractiva para los turistas locales e internacionales con todos los protocolos de Bioseguridad certificados por SGS”, comentó Maritza Montero, Directora de Marketing y Ventas de Inca Rail.

Debido a la pandemia, el servicio en mención ofrece 21 cómodos asientos por vagón organizados de manera estratégica. De igual forma, posee amplias ventanas que permiten admirar la belleza del paisaje andino, así como música relajante de fondo. Adicional a ello, Inca Rail ofrece una sala de espera en la estación de Ollantaytambo, la cual se encuentra a 90 minutos de la estación San Pedro y previo a Machu Picchu pueblo.

“Machu Picchu es una de las siete maravillas del mundo y, aún con la pandemia, nunca ha dejado de estar en el ojo de los viajeros. Somos conscientes de la situación económica, sanitaria y turística que está atravesando el país, pero somos optimistas en que estamos dando un paso importante y decisivo con la reactivación y la certificación ‘Safe Travel’ de Perú y Machu Picchu”, finalizó la ejecutiva.

The Voyager, tren de Inca Rail a Machu Picchu

Protocolos de Bioseguridad a Machu Picchu

En base a las normas establecidas por el MINCETUR (Ministerio de Comercio Exterior y Turismo), Inca Rail estableció protocolos de Bioseguridad para el control del COVID-19 en cada uno de sus servicios, obteniendo así la certificación SGS y salvaguardando el bienestar de las personas.

“Hemos implementado un plan de control respecto al COVID-19 para nuestros pasajeros, así como para nuestro personal de servicio a bordo y limpieza. También hemos transformado nuestras boleterías y salas de espera en espacios seguros para la estadía de los turistas locales e internacionales. Continuamos trabajando para que cada uno de nuestros viajeros tengan una experiencia inolvidable y segura, dentro y fuera de nuestros vagones”, concluyó Montero.