Viajar en familia al Cusco siempre será una de las mejores experiencias para disfrutar, sin embargo, salir con niños implica realizar actividades que sean divertidas y enriquecedoras, pero de poco esfuerzo físico.

Por ello, si tienes pensado aprovechar las próximas vacaciones escolares, Inca Rail, empresa que brinda experiencias únicas de viaje a Machu Picchu, te brinda algunos consejos sobre actividades que puedes realizar con tus hijos:

Paseo en bicicleta: Es una de las actividades que puede disfrutar toda la familia, existen variedad de agencias que brindan tour en bicicletas para adultos y niños, entre los recorridos más conocidos esta la ruta de Moray – Maras – Urubamba, también el City Tour: Saqsayhuaman – San Sebastián y si estas en Valle Sagrado puedes hacer el trayecto Chincheros – Calca.       

Contacto con animales: en Cochahuasi existe un Santuario de animales donde los niños pueden conocer de cerca animales como la vicuña, llamas, oso de anteojos, pumas y el majestuoso cóndor, al visitar este destino y comprar un recuerdo estarás contribuyendo con el cuidado de los animales que han sido rescatados.

Paseo en Caballo: Una gran experiencia para los niños y adolescentes será el Tour en caballo, consulta por el city tour donde podrás conocer en cuatro horas La fortaleza de Sacsahuaman, Qenqo, Puka pukara y Tambomachays, además recorrerás campos y pueblos andinos donde puedes tomarte fotografías familiares inolvidables.

Viaje en tren a Machu Picchu: viajar en tren es una experiencia que emociona a niños y adultos, sin embargo, para hacer el trayecto más agradable para los niños Inca Rail ofrece juegos de mesa en sus vagones y un kit de actividades “Kids Friendly”, donde encontrarán actividades recreativas y de aprendizaje sobre la naturaleza y cultura andina.

Talleres y workshops: existen talleres de arte como Totemiq, donde toda la familia puede crear y pintar artesanías, también pueden encontrar talleres en el Museo del Chocolate y actividades de cuenta cuentos o espacios especiales para niños en la biblioteca La Dragona.

Turismo vivencial: que mejor experiencia que conocer de cerca las costumbres y el arte de los poblados cusqueños, por ejemplo, en Chincheros y Patacancha pueden conocer el arte textil de las mujeres, el teñido natural de la lana y la rutina de los pobladores, otra opción es la comunidad de Raqchi, donde aprenderán sobre el proceso de creación de las cerámicas tradicionales y sus costumbres religiosas.