Si sientes que el dinero es un impedimento para conocer el mundo, te damos cuatro formas para costear algunos gastos.

Hoy en día, viajar al extranjero es mucho más fácil que antes debido a los descuentos por temporada, campañas especiales, hospedajes accesibles, entre otros. Sin embargo, el dinero siempre será un limitante si solo te enfocas en trabajar para costear tu próxima aventura. Por ello, te brindamos cuatro formas para autofinanciar tu viaje y poder cubrir algunos gastos mientras estés en el extranjero.

Woofing o workaway: Este método se trata de trabajo voluntario en granjas, hostales o restaurantes donde recibirás comida y alojamiento a cambio de tus servicios. Es una forma de trabajo muy utilizada en algunos países de Europa y, considerando el coste de vida de estos lugares, reducirías dos de los gastos más importantes. Además, darte un tiempo para conocer a la gente del lugar y su idiosincrasia será una experiencia enriquecedora. Puedes encontrar más información en worldpackers.com

Viajeros con encargos: Para aprovechar el espacio libre que tienes en tu equipaje, puedes usar Grabr y generar ingresos adicionales. Esta aplicación te conecta con compradores para llevarles artículos que desean adquirir  desde tiendas oficiales como Amazon, Ebay, entre otros. Tus ganancias por esto pueden ir desde 200 hasta 1000 dólares, según la cantidad de productos que lleves. Con ello, podrás disminuir considerablemente los costos de tu pasaje o estadía.  Puedes registrar tu viaje en www.grabr.pe o a través de las aplicaciones de Android o IOs.

Housesitting: Como lo diría su traducción al español, te convertirás en un cuidador de casas y, en la mayoría de casos, mientras los dueños están de vacaciones. Las tareas principales son encargarse de eventuales mascotas y del mantenimiento de la casa. A cambio tienes alojamiento y en ocasiones, un pequeño sueldo. Es una de las formas favoritas de viajar para muchos, pues te permite conocer la ciudad donde te encuentras. Encuentra ofertas en páginas como mindmyhouse.com

Nómada digital: Las oportunidades para los freelancers abundan hoy en día. Cualquier profesional con conocimientos específicos de informática, periodismo o idiomas puede trabajar en cualquier parte del globo manejando su propia agenda. Para ello solo necesitas una computadora y una conexión a internet estable. Entre los empleos más comunes están web designer, traductor, copywriter, entre otros.Aunque al principio puede sonar como una idea descabellada, recorrer todo el mundo es posible. Solo debes identificar las habilidades que puedes aprovechar y tener mucho sentido de la aventura. Además, ya sea que estés buscando alojamiento o un trabajo temporal, la tecnología siempre puede ayudarte a seguir descubriendo nuevos destinos.