La ruta es el destino, aventura 757

Notiviajeros.com
Rafo León. El periodista y escritor presenta la guía “Aventura 757 km”. Una especie de atlas sobre el primer tramo de la carretera interoceánica que busca motivar e informar a los viajeros.

¿Estuviste en todos los lugares que mencionas en la guía “Aventura 757 km”?
Jamás escribo acerca de un sitio en el que no he estado. Aunque hace muchos años necesitaba plata y una revista me encargó un artículo sobre China; me metí a la biblioteca, estudié como loco y lo escribí, pero me sentí muy mal. Después visité el país para quitarme las culpas. En este caso, sí he estado en todos esos lugares, muchas veces y en diferentes etapas de mi vida. Lo interesante es que los he conocido, apreciado, disfrutado e investigado por separado, pero a través de esta guía los he redescubierto como un circuito, que es la gran novedad.

Planteas que la guía es tan moderna como la ruta.
La expansión vial en el Perú hará explosionar positivamente el turismo interno. Otros factores que lo frenaron, como el terrorismo o la delincuencia —que igual sigue en el norte por ejemplo— ya no ejercen la presión de antes. Ahora el problema son las vías de comunicación. Sin embargo, proyectos de concesión buenos y rápidos (esa es la eficiencia de la empresa privada), dinero y el que la gente tenga vehículos, también lo favorecerá. Entonces, qué exige el viajero en una red vial: modernidad, confiabilidad y seguridad. Bajo este concepto se está haciendo este primer tramo de la Carretera Interoceánica. Además, la concesión Survial nace para crear una ruta como destino turístico.

¿Cómo se trabajaron los contenidos?
Buscamos hacer una guía que tenga dos componentes muy importantes e indesligables: motivación e información. En el Perú encontramos solo el primero; publicaciones con fotos maravillosas, pero que no te dicen cuándo debes ir, cuánto va a costar y otros datos. Así, Íñigo Maneiro se ocupó de levantar hasta el último dato, mientras yo iba elaborando el contenido de la ruta, el concepto viajero. De otro modo, para quien desee hacer la ruta tal cual desde Lima, lo aconsejable es realizarla en tres etapas. Para empezar Lima — Nasca. Duermes en Nasca y luego subes por Pampa Galeras, donde te enteras de lo que es una reserva y sobre camélidos andinos. Después vas hasta Chalhuanca, pasas por todo el sur ayacuchano que tiene unos paisajes espléndidos y lagunas. La tercera etapa es Chalhuanca — Cusco y resulta interesante porque pasas por Abancay, Saywite, entre otros. Asimismo, si tienes tiempo y ganas de una aventura hemos creado las rutas de escape. Si bien no están bajo la jurisdicción de Survial, es decir, no tienes seguro de carretera ni sus ventajas, vale la pena tomarlas.

¿De qué manera recomiendas utilizar la guía?

Existen dos formas complementarias: la llevas en el carro para irte informando sobre la altitud, dónde comprar pan, dónde hay un grifo, si es recomendable viajar de noche; o aprovechas su esquema tipo atlas. Eso es lo innovador; leer y ampliar lo que has visto o verás al día siguiente.

¿Qué descubrimientos les esperan a quienes tomen esta carretera?
No sé qué ocurre en el Perú, pero hay momentos en que se produce una síntesis extraordinaria de todo: naturaleza, historia y cultura viva. Antes de llegar a Chalhuanca (la última vez) me llevaron a un pueblo donde en la plaza de armas los escolares de secundaria ensayaban unas danzas que se realizan en la cosecha del maíz. El profesor las enseñaba en la clase de música para que no se pierda esta tradición. Esas dinámicas son las que el azar pone al frente a cada rato, pues es una ruta que está viva.

Sin embargo, ¿está preparada para recibir turistas?
Todavía hay obras y eso podría causar demoras en ciertos tramos, no obstante eso se termina. La siguiente etapa para Survial —que entiendo la están analizando con el Ministerio de Transportes— es la construcción de unos paradores; lugares para merendar, comprar artesanía y demás servicios. La gente local necesita sentir el impacto favorable del turismo en sus comunidades. Este todavía es muy precario, lo cual se descubre especialmente cuando no encuentras una cultura de intercambio en ciertos puntos.

Próximamente partes al Cusco…
Odebrecht nos ha contratado para hacer una guía que es la continuación de esta. De Urcos a Acre. Viene a ser el segundo tramo de la Interoceánica, por ello me voy 10 días a hacer la ruta de viaje.

Sepa más
La Ruta 757 es el nombre del primer tramo de la Carretera Interoceánica. Su extensión es de 757 km y atraviesa cuatro regiones: Ica, Ayacucho, Apurímac y Cusco.

Esta ha sido entregada en concesión al consorcio Survial por el Estado Peruano hasta el 2032.

Adquiera la guía “Aventura 757 km” por S/.39 en librerías y supermercados.
Marisol Grau – Vamos!

Share this post

Déjanos un Comentario